Categoría: Aspectos técnicos
14/04/2014

5 consejos para ahorrar en la factura de la luz

5 consejos para ahorrar en la factura de la luz

Desde que comenzó la crisis, el ahorro en los hogares se ha vuelto una constante en las familias y es un reto para cada casa. Además, en relación a la luz, este 2014 ha llegado con la liberación de mercado, lo que queremos traducir como una oportunidad para conseguir un consumo razonable y una factura justa en la que se reflejen todos los esfuerzos.

Si eres de los que se preocupan por el medio ambiente y por la economía doméstica, aquí te damos algunos consejos para que este año puedas darte un capricho con el dinero ahorrado:

1. Utiliza bombillas de bajo consumo, puedes llegar a ahorrar hasta un 70%.

2. Llena al máximo el lavavajillas y la lavadora. Es una manera de ahorrar energía y aprovechar al máximo las posibilidades de los electrodomésticos, ya que están fabricados para lograr la máxima eficiencia cuando están al máximo de carga.

3. Activa los electrodomésticos que más consumen a las horas en las que la energía es más barata. Con la nueva tarifa cada hora de consumo “tiene un precio”. Es decir las horas de máxima actividad en el hogar son las más caras, es algo así como el “prime time” televisivo. Procura usar el lavavajillas y la lavadora por la mañana antes de ir a trabajar en vez de después de comer o cenar. Si eres de los que les gusta la noche procura usarlos a última hora del día.

4. Evita dejar los electrodomésticos en modo stand by. Seguro que cada día apagas la televisión desde el mando o, después de cargar el móvil, dejas el cargador enchufado. Pues bien, el simple gesto de apagar la televisión del botón y no dejar esa pequeña luz roja encendida hará que llegues a ahorrar un 10% de tu factura de la luz. Fácil ¿verdad?

5. Mantén la temperatura de la calefacción o el aire acondicionado constante. Cuando llegues a casa no pongas la calefacción o el aire acondicionado a su máxima potencia para lograr en poco tiempo la temperatura que desees. Haz que el cambio de temperatura sea gradual.

6. En invierno, si lo que quieres es que el consumo en calefacción  descienda tendrás que invertir en ventanas y puertas que te aíslen del frío invierno y del viento. Unas ventanas de doble acristalamiento y puertas con las juntas reforzadas consiguen que una vivienda pueda ahorrar hasta un 30% en calefacción.

7. Si ya piensas en usar el aire acondicionado, recuerda que para hacer un uso más eficiente tienes que colocarlo en lugares con buena circulación así como tener persianas y cortinas evitando la entrada de luz y calor de forma directa. Coloca el termostato, al igual que en la calefacción, a una temperatura constante.

8.Si vives en una casa de varias plantas, en las zonas de paso como los pasillos y escaleras utiliza sensores de presencia. Se encienden justo cuando llegas y no tienes que estar pendiente de apagarlas al abandonar la estancia. Si consigues incorporar estos hábitos en tu vida diaria al finalizar el año tendrás un importante ahorro en la factura de la luz que te permitirá ese capricho que estabas esperando. ¡ÁNIMO!


Compartir