Categoría: Actualidad del sector
09/08/2023

7 Consejos para vender tu casa y comprar otra



Si formas parte del grupo de matrimonios jóvenes que tienen una vivienda en propiedad, puede que te estés planteando vender tu casa para comprar otra. Desde Realia, queremos darte 7 consejos para que lo logres con éxito, minimizando riesgos y maximizando las oportunidades que ofrece el mercado.

1. Estudia el mercado

Vender tu vivienda habitual para comprar otra es un paso que requiere que analices cuidadosamente el mercado. Ten en cuenta la evolución de los precios de venta y la demanda en ambas zonas.

Infórmate sobre las tendencias del mercado y la previsión de la evolución de las hipotecas. Este análisis te permitirá saber si es el momento adecuado para llevar a cabo el cambio.

2. Haz la tasación de tu vivienda

Tasar tu casa es crucial para saber cuánto podrías obtener por su venta. Además, este proceso te dará una idea aproximada del tiempo que podría llevar venderla, permitiéndote planificar mejor la compra de tu nueva vivienda.

3. Ponte un presupuesto mínimo y máximo

Una vez que sepas el precio de mercado de tu casa, podrás establecer tu presupuesto para la nueva vivienda. Este paso es vital para evitar desilusiones y contratiempos. Seguro que no quieres perder la señal por no haber hecho bien las cuentas.

4. Calcula los gastos

No olvides considerar los gastos e impuestos asociados con la venta y la compra de una casa. Una vez que tengas claro el precio de tu vivienda, ten en cuenta estos datos para calcular el dinero que puedes gastarte en la compra de la nueva.

5. Haz una búsqueda de tu nueva casa

Con un presupuesto bien definido, es el momento de empezar a buscar una nueva vivienda. Asegúrate de que se ajusta al presupuesto que has establecido y de hablar con el vendedor y el banco sobre tu situación. Así, estamos seguros de que podrás llegar a un acuerdo que se adapte a tus necesidades y capacidad financiera.

6. Encuentra la mejor hipoteca

Si ya tienes una casa mirada y planeas comprarla con una hipoteca, busca bien antes de firmar el contrato. No te conformes con la primera oferta, sino dedica tiempo a explorar entidades que podrían ofrecer mejores condiciones.

7. Firma de arras

El contrato de arras es un compromiso de compraventa que deberás firmar tanto para la venta de tu casa actual como para la compra de tu vivienda nueva.

En este punto, es fundamental que tengas mucho cuidado con los plazos. Sobre todo, fíjate en la fecha de vencimiento de ambos contratos. Si las arras de la compra vencen antes que las de la venta, te arriesgas a perder la señal que hayas entregado, que suele ser del 10 % del precio de compra.

Retos que podrían presentarse durante este proceso

Antes de embarcarte en esta aventura, debes saber que un camino tan importante como el de vender tu vivienda habitual para comprar otra no está exento de obstáculos.

A continuación, te ponemos al corriente de algunas situaciones que podrías enfrentar. Pero puedes estar tranquilo, porque también te contaremos cómo sortearlas con éxito.

Una de las situaciones más comunes es encontrar un comprador para tu vivienda actual sin tener aún la nueva casa elegida. Una solución es firmar un contrato de arras que te brinde garantía legal y tiempo suficiente para encontrar tu nuevo hogar.

Si el tiempo se agota y todavía no has encontrado la casa ideal, puedes solicitar una prórroga al comprador, una opción que muchas veces el comprador concede de buena fe.

Otro desafío es el caso contrario: te enamoras de un nuevo hogar antes de tener un comprador para tu casa actual. En ese caso, hay varias soluciones a tu alcance. Puedes negociar con el vendedor una fecha lejana para firmar la escritura de compraventa. Esto te dará tiempo para resolver tu situación.

También puedes ajustar el precio de tu vivienda para venderla más rápido.

¿Qué hago si la casa que vendo tiene una hipoteca?

Si la vivienda que estás vendiendo está hipotecada, tampoco tienes porqué preocuparte. Es una situación habitual y tiene soluciones claras.

Lo más habitual es utilizar el dinero de la venta para cancelar la deuda hipotecaria. En este caso, debes solicitar a tu banco un certificado de deuda pendiente.

En el momento de la firma, el comprador emitirá dos cheques. Uno será para el banco por la cantidad que quede por saldar más la comisión de cancelación anticipada. El otro será para ti por la cantidad restante.

Otra opción es la hipoteca puente, un tipo de préstamo especialmente diseñado para quienes venden una casa hipotecada para comprar otra. En este caso, el banco te concede un nuevo préstamo con las dos viviendas como garantía y te da un plazo, que suele ir de 7 meses a 3 años. En ese plazo, debes vender tu antigua propiedad.

Una vez que hayas encontrado un comprador, simplemente cancelas la deuda, liberas la antigua vivienda y comienzas a pagar las cuotas de la nueva hipoteca. Es una alternativa a tener en cuenta si se presentan dificultades en el proceso de venta.

 

Vender tu vivienda habitual para comprar otra es un proceso que requiere planificación, análisis y cuidado en cada uno de los pasos. Siguiendo estos siete consejos, podrás enfrentarte a este cambio con mayor confianza y seguridad. Además, minimizarás los riesgos y elevarás las oportunidades de obtener el mejor resultado posible para ti y tu familia.


Compartir